El mercado actual está cada vez más enfocado a la digitalización y automatización a través de las nuevas tecnologías. Siendo un negocio altamente rentable y es por ello que los emprendedores se han atrevido a dar el salto digital. Consiguiendo un crecimiento exponencial en las pymes y startups españolas, que cada vez cobran una mayor relevancia en el mundo empresarial. En respuesta a este acontecimiento, el Gobierno de España ha aprobado la “Ley de Startups”. La cual ofrece un nuevo panorama para los emprendedores que desean convertir sus ideas en negocios exitosos.

 

¿De qué trata la “Ley de Startups”?

Se trata de una ley que permitirá a los emprendedores tener una regulación propia. El objetivo de la misma es incentivar a los emprendedores, inversores y asociados a apoyar y trabajar en los nuevos proyectos. Asimismo, traer una mayor cantidad de inversores extranjeros a las startups españolas. Facilitando diversas gestiones y procesos que por lo general suelen llevar mucho más tiempo en la actualidad. Hay que destacar que dicha ley entrará en auge a partir del 2022.

Por otra parte, su objetivo también busca un retorno del talento. Permitiendo que incluso un emprendedor pueda ser amparado por dicha Ley incluso a los que hayan creado alguna startup en el pasado. De esta forma, se consolida el apoyo hacia los jóvenes, emprendedores y autónomos en sus ideas y modelos de negocio. Porque en la misma se reflejan varias ventajas que les permitirán incrementar su potencial como empresa emergente

Uno de los puntos más destacables se enfoca en el tratamiento fiscal del carried interest. Pues es un apoyo que recibirán los gestores de fondos de capital, en el caso de que exista alguna eventualidad que ponga en riesgo a la empresa. Aunque esto suponga una desinversión.

¿Quieres convertir tu startup en una empresa sólida y adaptada al mundo digital?. Adquiere las mejores herramientas y estrategias en el Máster en innovación de negocios digitales

 

¿Cuáles son las ventajas de esta ley para las startups españolas?

Para que comprendas mejor, cómo es que esta ley es una gran oportunidad para las startups españolas, a continuación te mencionamos sus principales ventaja:

  • Las deducciones fiscales podrán ser hasta un 50% en las inversiones que sean hasta 100.000 euros. El cual será durante los primeros cinco años de la empresa en el caso de que estén en los sectores estratégicos, tales como:
    • Biotecnologías.
    • Energía.
    • Industrias.
    • Entre otros.
  • Reducción del Impuesto de Sociedades y el Impuesto sobre la Renta para no residentes, el cual creció de un 15% al 25%. Incluso podrán tramitar el aplazamiento de la deuda tributaria sin intereses ni garantías.
  • Contarán con una certificación gestionada por Enisa y la Oficina Nacional de Emprendimiento. Y así facilitar la tramitación de una empresa online. El cual no tendrá costes notariales ni registrales
  • Aumento del límite de las “stock options” para las startups españolas. Las cuales tendrán la oportunidad de estar libres de impuestos hasta 50.000 euros. Incluso con un retraso en su tributación hasta la venta o salida de la bolsa.
  • Homogeneidad en la legislación para las startups españolas, ya que la misma goza de diversas ventajas que les permitirá enfocarse mejor en sus objetivos. Asimismo, motivar a los emprendedores a confiar y apostar por sus ideas innovadoras. 

startups españolas

¿Cuál es el futuro de las startups españolas a través de esta nueva ley?

Desde el primer borrador diversas opiniones se hicieron eco para manifestar ciertos criterios que se debían evaluar. Y recientemente cuando han publicado el documento de dicha ley hemos podido comprobar que diversas opiniones se han tomado en cuenta. Es así como podemos decir que el Gobierno está haciendo lo posible por crear el mejor escenario para las empresas del futuro. No solo por el potencial detrás de estas startups, sino también por la repercusión de las mismas en diferentes ámbitos, tales como lo económico y social. El cual es un panorama realmente esperanzador para todos.

Es por lo que proyectar desde hoy el futuro de dicha ley en las nuevas empresas emergentes, es bastante alentador. Sobre todo si tomamos en cuenta que no ha entrado en vigor, y se estima que será en verano del 2022. Pero el interés que ha despertado, aún más en los inversores, si da a pensar de que es un paso positivo. Del cual no solo se beneficiarán los emprendedores, inversores y autónomos, sino todos en general como trabajadores, clientes y consumidores de sus productos y servicios. Ya que estamos hablando de uno de los pasos que da inicio a diversas actividades económicas que contribuirán al retorno al trabajo y por ende al despertar del despegue económico que tanto buscamos como sociedad.

¿Te ha gustado este post?. Aprende mucho más aquí: Importancia de un plan de negocios para el éxito empresarial